Banner

J!Analytics

Buscar columnistas

Joaquín Galindo

Ayuntamiento de Alcañiz: DOCE MESES POR DELANTE (II)

Continuando con las ideas-fuerza de CIUDADANOS para acometer la recta final del mandato municipal, que iniciábamos en este medio hace quince días, como cuestión interna de la Corporación Municipal, queremos persistir en la consolidación del Servicio de Intervención Municipal, dotándole de más medios personales y materiales necesarios, habida cuenta de que la debilidad de ese servicio no sólo dificulta el control del gasto municipal, sino que favorece -dicho sea con el debido respeto a los técnicos- la discrecionalidad en el gasto de la alcaldía; es preciso que se cumplan también los plazos y transparencia, en la elaboración del presupuesto municipal, en la rendición de cuentas, liquidación presupuestaria y aprobación de la cuenta general, procurando que el gasto municipal responda a los principios de eficacia, eficiencia y prioridad, frente a la arbitrariedad en que se ha incurrido con reiteración en los tres años que hemos formado parte de la Corporación. Aún más, nos atrevemos a señalar que un Servicio de Recaudación adecuado, posibilitaría mayores ingresos, sin incrementar la carga impositiva, simplemente recaudando mejor, dedicando un empleado a revisar padrones e impagos.

Queremos promover una estrategia integral de limpieza y saneamiento y “lavado de cara” en las calles, plazas, parques y jardines de la Ciudad, con un calendario  anual, e incluso trimestral de actuaciones.

Es fundamental una ronda de contactos con los actores empresariales de la ciudad, Cámara de Comercio, organizaciones sindicales, representantes del INAEM y SPEE, etc., en busca de soluciones para favorecer la creación de empleo y la captación de empresas.

Queremos promover, al menos, una reunión para el 2018 y otra para el 2019, con los miembros de reconocido prestigio del Consejo de la Ciudad, y a renglón seguido con el propio Consejo en su conjunto, para diseñar el Alcañiz que queremos en el medio y largo plazo. Dicha institución, al igual que otras como las Audiencias Públicas y las comparecencias vecinales en el Pleno de la Corporación, son instituciones de nuestro propio Reglamento de Participación Ciudadana. Trataremos de convertir nuestra corporación municipal en una entidad democrática más participativa. En el primer tercio del siglo XXI la calidad de una institución democrática como el Ayuntamiento de Alcañiz en este caso, se mide por la Transparencia en la gestión de los asuntos públicos. Por desgracia para todos, la actual Alcaldía ha debilitado de manera deliberada esa visión de la democracia participativa municipal.

Cambiemos de rumbo. Ganaremos todos.

Compartir

 

-