J!Analytics

Recibe las noticias en tu e-mail


Niños escribirán la vida de ancianos mientras ambos guisan
Viernes, 08 de Septiembre de 2017 00:00

En Monroyo se está desarrollando la actividad “Historias cocinadas”: durante veinte días, las parejas formadas por un adulto del taller de memoria y un escolar desarrollan una experiencia gastronómica y literaria de la que crearán una publicación.

Este proyecto ha sido ideado por la Cuina Furtiva, entidad cultural centrada en la gastronomía.

En un contexto de encuentros culinarios, cada anciano cuenta su vida a un niño o niña, que actúa como biógrafo. Durante el proceso de comprar juntos, cocinar juntos y comer juntos después, los niños toman notas, hacen preguntas y actúan como antropólogos, historiadores y detectives para escribir la historia de la persona mayor, a partir de una receta de cocina. Se cocina en casa de la persona mayor sin la presencia de espectadores ni siquiera los propios padres de los participantes.

La propuesta incluye una publicación en la que se recogen los textos de los niños, las recetas, escrituras de todas las personas vinculadas al proyecto y una introducción de La cuina furtiva, así como material gráfico de los encuentros. Para presentar esta publicación, se celebrará un banquete colaborativo (todas cocinamos, todas comemos en el espacio público con todas las personas participantes e implicadas en el proyecto, será el domingo 24 de septiembre.

 

Compartir

 

 

-