El Ayuntamiento de Caspe prorroga por diez años la recogida de residuos sólidos

El Ayuntamiento de Caspe va a prorrogar por diez años el contrato de servicio público de recogida de residuos sólidos urbanos y limpieza viaria, que tiene con una empresa.

Esta prórroga se aprobó en el último pleno municipal por mayoría, con el voto en contra de Ciudadanos y del Partido Popular.

Para la alcaldesa, Pilar Mustieles, “la prórroga de diez años del contrato no implica que las condiciones de este no se puedan modificar para adaptarlas, en cada momento, a las nuevas normativas de residuos o las necesidades reales de la población, tal y como la empresa ha demostrado cuando las circunstancias así lo han requerido”, considerando que “una concesión a largo plazo aporta seguridad a la empresa, tanto para el mantenimiento de la plantilla formada actualmente por veinte personas de la localidad, como para realizar futuras inversiones que redunden en la mejora del servicio que presta a la población”.

Pero, a través de un comunicado, Ciudadanos lamenta esta decisión. Su portavoz, Cristian Poblador dice que esta prórroga “hipoteca los intereses de todos los caspolinos” y que “no se adapta a la ley de contratos vigente, ni a las necesidades del servicio que van a cambiar de manera inminente”.

Poblador argumenta que “así lo refleja un informe del técnico municipal que lleva este tema, que indica que este año entrará en vigor la nueva ley de residuos y suelos contaminados por la que habrá que realizar una recogida selectiva de la fracción orgánica, por lo que habrá que implantar un nuevo servicio que tendrá un coste para el consistorio y será necesario un nuevo contrato”, indicando que “la previsión de modificar el contrato más adelante, cuando ahora lo prorrogan diez años, no es válida”.

Con la prórroga, “o fraccionan el contrato en lotes, para la recogida, la gestión del residuo y el tratamiento, que sería ilegal, o llevan a cabo una modificación del documento que sería sustancial” y no entraría en los límites que tiene la obligación de cumplir el contratista o que marca la ley”, dice el portavoz de Ciudadanos, matizando que “no estamos en contra del servicio ni de las condiciones del contrato, pero esto es una imprudencia”. Su grupo pidió una prórroga más corta, de hasta dos años.

Por otro lado, en el pleno, el concejal de Medio Ambiente, dijo que la recogida de envases ligeros (papel y plásticos) no de pende del Ayuntamiento, sino que es un servicio delegado a la Comarca del Bajo Argón Caspe y que el servicio que la empresa concesionaria ofrece es deficiente, instando a los responsables directos que revisen las condiciones del contrato de recogida y lo modifiquen a la
mayor brevedad posible.

El concejal indicó que “el Ayuntamiento de Caspe lleva meses recibiendo, de manera reiterada, las quejas remitidas por los vecinos denunciando la ineficacia del servicio de recogida de envases ligeros, quejas que son trasladadas a Comarca, pero para evitar la mala imagen que genera en la ciudad, la empresa concesionaria del servicio de limpieza o el personal de la Brigada Municipal asumen, en determinados momentos, la retirada de los residuos acumulados”.


Imprimir   Correo electrónico

Articulos Relacionados