Politica

Política

La Diputación Provincial de Teruel compra un local para oficinas en Alcañiz

La Diputación Provincial de Teruel ha anunciado que instalará unas nuevas oficinas de su sede en Alcañiz, en los bajos de un edificio de reciente construcción de la urbanización Santa María.

Se destinarán 315.000 euros a la compra del local, perteneciente a Caja Rural de Teruel. Está previsto destinar otra partida el año que viene para su construcción.

“La capital del Bajo Aragón debe tener los servicios de la Diputación que se merece,
porque hasta ahora no los tenía” dijo el presidente de la institución provincial, Manuel Rando, en su visita al local este miércoles, añadiendo que “las nuevas oficinas no solo son necesarias para eliminar las barreras arquitectónicas e implantar, por ejemplo, sistemas de ahorro energético, servirán también para mejorar nuestra presencia en esta parte de la provincia, a través de un espacio más visible y más abierto al público, que nos permita interactuar con la sociedad de la zona”.

Desde la institución explican que “con las nuevas oficinas, la sede de la Diputación de Teruel en Alcañiz doblará su espacio, desde los algo menos de 200 metros cuadrados con los que cuentan las oficinas en alquiler de la plaza del Dean hasta los 430 metros cuadrados útiles. Se han proyectado unas instalaciones modernas, adaptadas a las necesidades actuales de la Diputación, que cuenta con 9 trabajadores de los servicios de Recaudación, Gabinete Técnico y Programas Europeos”.

El estado de Alcañiz se sometió a debate

El debate sobre el estado de la ciudad de Alcañiz se desarrolló este martes de manera telemática. Comenzó con una intervención del alcalde, Ignacio Urquizu, sobre el trabajo realizado en el alrededor de un año y medio de su legislatura.

La urbanización de la calle San Jaime fue la primera de las “mejoras” realizadas en la ciudad en ese periodo enumeradas por Urquizu, seguida de otras como la remodelación de la Ronda Belchite, mejora de accesos, como aceras en diferentes calles, la construcción (en vigor) de una zona de aparcamiento junto al centro de salud, la creación de un parque en Valmuel, tala de árboles en las pedanías o la subida de agua a la ermita de Pueyos.

Enumeró también futuros proyectos, como un doble acceso a las piscinas para ambulancias y peatones, la renovación del césped del campo de fútbol, el cambio de la instalación de la fontanería del polideportivo, una actuación para asegurar el cerro de la ronda de Teruel, reparación de la Ronda de Caspe por hundimientos, la reparación de la cubierta del almacén de la brigada municipal, el acondicionamiento de los torreones, la creación de nuevos espacios deportivos en el Recinto Ferial, la creación de una zona de suelta de perros, la reparación de tejados en el cementerio, reparación de redes y depósitos de agua.

Entre las previsiones de “medio plazo” enumeró un nuevo pabellón de deportes en el instituto compartido con el Ayuntamiento, una sede de la UNED y un centro de estudios humanísticos en Alcañiz, la ampliación de los pasadizos, la reforma de la iglesia del Carmen, la mejora de los polígonos con fibra óptica y cámaras de seguridad, la reforestación de diez hectáreas municipales, un contrato de energía sostenible municipal, reducir la deuda o la mejora de parques y jardines y limpieza.

Después, intervinieron los concejales de los diferentes grupos políticos.

María Milián, de IU-Ganar, en el equipo de gobierno, dijo que pese a las dificultades meteorológicas y de la pandemia, “hemos sido capaces de trabajar por el bien común y en equipo”, destacando el trabajo en igualdad de género.

También satisfecho con el trabajo realizado se mostró el concejal de Ciudadanos, Kiko Lahoz, en el equipo de gobierno, haciendo referencia a la mejora de sus áreas: la Policía Local, eliminación de barreras arquitectónicas, redirección de calles y mejoras en el polideportivo.

El panorama fue diferente para los grupos de la oposición.

Eduardo Orrios, del PAR, dijo al alcalde que pese a sus muchas apariciones en medios de comunicación nacionales y sus promesas para una ciudad “moderna”, ésta no está teniendo la implantación de empresas que sí están teniendo otros municipios bajoaragoneses o de Aragón. Y citó la pérdida de una empresa de Alcañiz que ha decidido trasladarse a Calanda. También dijo que no hay más limpieza ni más atractivos ni más turismo, ni planes específicos para solucionar los problemas, entre ellos, citó a los afectados del cerro Pui Pinos, que siguen sin recuperar las viviendas que perdieron.

Nacho Carbó, concejal del PP, preguntó al resto de grupos qué soluciones reales han conseguido para los afectados por el desprendimiento del cerro Pui Pinos. Recordó, que pretendieron aumentarse los sueldos políticos en el gobierno y dijo al alcalde que en el municipio “colorido que usted pinta, las empresas se fugan”, cuando “necesitamos un Alcañiz con empresas y empleo”. También preguntó al equipo de gobierno cómo se va a conseguir la ciudad “más limpia” prometida, porque actualmente, dijo “es un vertedero”.

Debate sobre el estado de la ciudad de Alcañiz

El debate sobre el estado de la ciudad de Alcañiz será el punto único del pleno municipal de este martes.

La sesión, que comenzará a las ocho de la tarde, podrá seguirse en directo a través del enlace de YouTube https://youtu.be/unCaY_sHsuw.

La alcaldía de Alcañiz retira dos delegaciones de área a Susana Mene

Dos de las áreas del Ayuntamiento municipal de las que era responsable la concejal socialista Susana Mene se le han retirado. Una de ellas es Educación, de la que se encargará ahora el alcalde, Ignacio Urquizu, con el argumento de que él es portavoz del Grupo Socialista en la Comisión de Educación, Cultura y Deporte de las Cortes de Aragón, especificando, no obstante, que podrá “delegar en cualquiera de los concejales del equipo de gobierno facultades concretas en esta materia”.

La otra es Cementerios, que pasará a llevar Javier Baigorri, argumentando que se trata de una infraestructura pública, un área que ya gestiona él.

Susana Mene es la concejal que votó en contra de la subida salarial que planteaba su propio grupo y considera que este cambio de delegaciones no es una represalia, “aunque lo parezca”, por aquello sino un ajuste necesario para mejorar la gestión.

Preguntada por si aquel voto tuvo alguna consecuencia dentro de su partido respondió que no quería hacer declaraciones al respecto.

Mene seguirá al frente del área de Infancia y Juventud.

Beatriz Altaba plantea que Alcañiz tenga concejal de Agricultura

La concejal del PAR Beatriz Altaba planteó en el pleno de este martes al equipo de Gobierno la creación de un concejal de Agricultura.

Altaba Argumentó que “la Cooperativa Virgen de los Pueyos es el principal bastión de este sector en la ciudad”, con “una facturación de 15 millones de euros”, siendo “la octava de Aragón y la segunda de la provincia de Teruel” con más facturación y con una plantilla de 17 trabajadores que pronto tendrá 18.

Además, dijo, que Alcañiz tiene alrededor de 30.000 hectáreas cultivables y 4.300 kilómetros de caminos.

“El PAR cree que hay trabajo suficiente para que una persona vele por nuestro principal sector económico”, concluyó Altaba.

El alcalde de Alcañiz, Ignacio Urquizu, le respondió que “en los anteriores equipos de Gobierno no ha existido un concejal de agricultura y eso no significa que no se hayan preocupado por la agricultura”, como ocurre actualmente, y concluyó que “estamos en contacto con los agricultores”.

Miguel Ángel Estevan: Urquizu colocó la placa en la torre sin autorización

El PP pidió al alcalde de Alcañiz, Ignacio Urquizu, el pasado mes de marzo que retirase la placa de la torre gótica en la que aparece el nombre del alcalde y del ministro Ábalos, argumentando que “esa placa “no procede” “en uno de los principales activos patrimoniales” de la ciudad.

En el pleno de este martes, el concejal popular Miguel Ángel Estevan recordó a Urquizu que él mismo había dicho que era una decisión del Ministerio de Fomento y que “hubo que rectificarle porque no hubo tal protocolo”, el Ministerio no indicó la colocación de la placa, dijo el popular.

Estevan le señaló a Urquizu que “lo más grave del asunto y tras la pertinente consulta a Patrimonio, a la delegación de Teruel, es que no existe tal autorización para la colocación de esa placa sobre la puerta de entrada de la torre gótica” y le rogó “que considere esta actuación que nunca debió producirse”.

Urquizu le respondió que “es un tema que a usted le preocupa, no sé si a los alcañizanos, pero sí a usted”. Le dijo que se siguieron “las indicaciones que se nos mandaron desde el Ministerio de Fomento”, recordándole que “no es la única placa que está en el municipio”, refiriéndose a “una en la plaza Santo Domingo por un anterior alcalde del PP”.

Urquizu continuó, hilando su argumento con la placa de Santo Domingo, que “en su momento se decidió, como se ha decidido en estos momentos, con la visita de un ministro que hacía mucho tiempo que no venía y es un Ministerio que ha financiado esas obras. Nosotros hemos seguido siempre las indicaciones que se nos han marcado desde el Ministerio, no hemos hecho otra cosa y eso vamos a seguir haciendo cuando tengamos que hacer actos protocolarios”.

Joaquín Egea pide a Pablo Iglesias discriminación positiva para el medio rural

El senador alcañizano de Teruel Existe, Joaquín Egea, ha pedido este jueves al vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, medidas de discriminación positiva en las políticas sociales para el medio rural.

Egea le dijo que es esencial diferenciar entre sostenibilidad en las ciudades y en los territorios más despoblados: “no debe pagar la España rural los desmanes de la España urbana”. Su agrupación de electores cree que “igual que se ha desarrollado un mercado de derechos de contaminación para las industrias y éstas deben de pagar por las emisiones que generan, se cree también un sistema por el que las áreas que cuidan del territorio y que tiene un papel en la conservación, de un bien común, como el medioambiente sean recompensadas económicamente, dado que los bosques y espacios naturales son sumideros naturales que reciclan el CO2, generado por las industrias y la movilidad de las grandes ciudades”.

En estas zonas, recordó Egea, hay pocos habitantes muy repartidos, lo que sirve, habitualmente, consideró, para justificar unos servicios públicos deficientes o incluso inexistentes.

“Excluir lo rural en el debate de cómo salir de esta pandemia viral es excluir a quienes nos alimentan y a los únicos que a día de hoy mantienen y cuidan la tierra de forma consciente, conocedores mejor que nadie de que su propia supervivencia depende de ello”, concluyó el alcañizano.

Articulos Relacionados

Image