Encuentran a dos crías de garduña en las piscinas de Alcañiz

Durante las tareas de limpieza previas a la apertura de las piscinas de verano del polideportivo de Alcañiz han aparecido este lunes dos crías de garduña.

Todo apunta a que estos mamíferos, carnívoros y de vida nocturna, habrían nacido en el doble techo, entre el material aislante, habrían roto alguna placa para terminar cayendo al suelo del pasillo de acceso a las piscinas, tras una puerta, donde han sido encontradas, indican desde Medio Ambiente del Gobierno de Aragón.

El director del polideportivo ha avisado a los Agentes para la Protección de la Naturaleza, quienes las han recogido para llevarlas al centro de recuperación de fauna de La Alfranca, ya que se encontraban en un lugar de tránsito de personas.

Pese a que son muy frecuentes en el campo y zonas de huerta del Bajo Aragón, no es fácil ver garduñas debido a sus hábitos de caza nocturna y a sus movimientos ágiles y sigilosos.

Habitan en árboles u oquedades de rocas y utilizan sus excrementos para marcar su territorio.


Imprimir   Correo electrónico

Articulos Relacionados